Horror: Encontró a su hijo muerto en la casa, "Estaba maniatado y desfigurado"

De acuerdo a las primeras investigaciones se creía que podría haber sido víctima de una entradera, sin embargo, con el transcurso de las horas, otra hipótesis comenzó a resonar: un crimen narco.


Un joven de 20 años fue encontrado asesinado este martes por la noche en una vivienda de la localidad bonaerense de Banfield. El chico estaba maniatado y desfigurado, por ello se investiga un crimen narco.

El hallazgo se produjo en una casa ubicada en la calle General Campos entre General Pintos y Miguel Cané, en la localidad del partido de Lomas de Zamora, en el sur del Gran Buenos Aires. Allí, un joven de 20 años, identificado por la Policía como Tomás Pliego, fue encontrado por su madre asesinado y desfigurado sobre una cama.

De acuerdo a las primeras investigaciones se creía que podría haber sido víctima de una entradera, sin embargo, con el transcurso de las horas, otra hipótesis comenzó a resonar: un crimen narco. Algunos elementos encontrados en el lugar junto a las declaraciones de testigos y vecinos del joven sugieren que Tomás pudo morir en una pelea.

Según el relato de los vecinos, el joven se dedicaba al narcomenudeo y vendía marihuana a domicilio . Pero él no producía, solo distribuía. De hecho, obtenía la droga a partir de un "dealer" de la zona. El relato fue confirmado por uno de sus hermanos, quien agregó que ese domingo, Tomás iba a encontrarse con esa persona.

¿Lo mataron tras una fiesta?

Tomás Pliego fue atacado a golpes con un objeto contundente y hallado muerto en una habitación de una casa familiar deshabitada, la cual se alquilaba para hacer fiestas y además, era utilizada por el joven para reunirse con conocidos. En base a dichos de testigos que escucharon y vieron movimientos en la zona, se cree que el domingo a la noche Pliego realizó una fiesta en esa casa, a la que asistieron varias personas.

Aún resta determinar si los homicidas estaban entre los participantes de la fiesta o si irrumpieron luego con fines de robo, ya que se apoderaron del auto de la víctima, de su teléfono celular y de un televisor, detallaron los informantes. Si bien la causa por el momento está caratulada como homicidio seguido de robo, los pesquisas no descartan que el joven haya sido atacado en el marco de alguna venganza o una pelea ya que al llegar hallaron una balanza de precisión y envoltorios que en apariencia serían de drogas.

Por su parte, la madre del joven fue la última persona de la familia que lo vio con vida el domingo a la noche, cuando comieron juntos. Al no tener noticias suyas, fue a buscarlo a la casa de Villa Galicia y lo encontró asesinado.

Para esta jornada está previsto que se realice la autopsia de rigor que determinará con precisión las causas de la muerte de Pliego, quien en principio no tenía heridas de arma de fuego ni de arma blanca sino que presentaban golpes en el rostro y en la espalda aparentemente aplicados con un palo, añadieron las fuentes.

El fiscal del caso, Ricardo Silvestrini, a cargo de la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) 11 del Departamento Judicial de Lomas de Zamora, supervisó anoche las tareas de los peritos en el lugar del hecho y solicitó un relevamiento de las cámaras de seguridad del barrio con el fin de establecer si quedó algún registro de los atacantes.

Publicidad