Los comercios volvieron al horario entrecortado tras la ola de calor

La mayoría de los locales de la capital retomó el esquema de funcionamiento previo a la pandemia.


Si bien cada propietario de comercio determina la hora de apertura y cierre de su local, desde la irrupción de las altas temperaturas, que superaron el umbral de los 40 grados centígrados, fue notorio que en los negocios del centro puntano hubo un regreso al horario entrecortado con una pausa durante la siesta, similar a como funcionaba durante la prepandemia.

Así lo confirmó el vicepresidente de la Cámara de Comercio de San Luis, Emmanuel López, quien indicó que durante la ola de calor que azotó a la provincia la semana pasada se evidenció en el sector una marcada tendencia a cerrar tras el mediodía y retomar las actividades durante la tarde.

"Es lo que observamos en los últimos días, con la mayoría de los negocios cerrados durante la siesta por una cuestión lógica, que es que la circulación de gente en ese horario es casi nula hasta las diecinueve o veinte horas, que es cuando recién comienza a salir al centro, porque antes de ese horario el calor extremo lo impide", afirmó López.

Durante casi la totalidad del 2020 y todo el año pasado, el funcionamiento de los comercios no fue uniforme, sino dispar. Algunos propietarios decidieron continuar con el sistema de corrido, instaurado por la pandemia y el Aislamiento Social Preventivo y Obligatorio, de lunes a viernes de 9 a 17 o 18, mientras que otra buena parte de los comerciantes continuó con la aplicación del horario tradicional, de 9 a 13 y de 17 a 20.

Entre los que integran el primer grupo argumentan que es más beneficioso para los empleados, ya que les genera un ahorro de tiempo y costo en movilidad, mientras que los detractores argumentan que la siesta es tiempo improductivo, porque los consumidores puntanos no han modificado sus hábitos horarios para realizar las compras, actividad que postergan durante la siesta.

"Los clientes comienzan a circular muy tarde por la intensidad del calor, por eso muchos volvieron a la modalidad de horario entrecortado, de apertura durante la mañana y la tarde, con una pausa en medio", sostuvo el vicepresidente de la Cámara de Comercio de San Luis.

El sector registró una suba del 5,4% en las ventas por el Día de Reyes Magos.

Incremento en las ventas

Si bien el sector aún no cuenta con las estadísticas totales del mes inicial del año —para lo que habrá que aguardar al menos quince días—, López destacó la suba registrada en las ventas en el consumo por el Día de Reyes Magos, que todos los años son las "salvadoras" de todo enero.

Según un informe de la Confederación Argentina de la Mediana Empresa (CAME), las ventas minoristas en el país crecieron un 5,4% en comparación con igual período de 2021, cuando la actividad tuvo un derrumbe del 14,4%.

Durante la recuperación registrada en el inicio del año, los rubros más requeridos fueron artículos deportivos y de recreación, seguidos por calzado de playa, indumentaria y juegos para agua y arena. El ticket promedio de compra fue de $3.265, un 49,1% más que el año pasado.

Publicidad