Quieren prohibir el lenguaje inclusivo en las escuelas de San Luis

El diputado provincial por el Pro, Carlos Pereira, presentó un proyecto de ley para que se haga “uso exclusivo del idioma español con sus normas gramaticales y lineamientos oficiales”. Cuáles son las razones.


Esta semana, un diputado provincial del Pro que integra el bloque Unidos por San Luis, Carlos Pereira, presentó un proyecto de ley para prohibir el lenguaje inclusivo en las escuelas de la provincia de San Luis.

Este proyecto presentado dispone “en los establecimientos educativos de nivel inicial, primario y secundario, tanto de gestión pública como privada, el uso exclusivo del idioma español con sus normas gramaticales y lineamientos oficiales, con la finalidad de favorecer el dominio de la lengua española”.

Esta acción va de la mano de la prohibición del uso del lenguaje inclusivo que realizó Horacio Rodríguez Larreta en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires días atrás.

“Es a favor del idioma oficial de nuestra Nación, advirtiendo que esto no es en contra de nadie, sino que se han relevado distintos informes, principalmente elaborados por la ciudad de Buenos Aires, que tratan sobre las dificultades que existen en los niños y adolescentes en cuanto a lo que es la lectura y compresión de textos”, se justificó el diputado.

“Entonces la introducción de signos arbitrarios, como es el uso de la @, la X y la E, ha entorpecido el proceso de enseñanza”, opinó Pereira, en entrevista a La Gaceta Digital.

Es decir, Pereira piensa que el lenguaje inclusivo podría entorpecer el aprendizaje de las y los más chicos. “Tenemos muchos niños escolarizados, pero con una gran incapacidad de leer y de comprender lo que quieren leer. Es una tragedia educativa. En virtud de ello, creemos que es necesario que sean educados en el correcto uso del idioma y después cada uno en el marco de su libertad y sus afinidades puede hacer el uso del lenguaje que quiera”, expresó.

Además, destacó que la Real Academia Española y la Academia Argentina de Letras han elaborado documentos “en el sentido de que es conveniente educar a los niños en el uso correcto del lenguaje”.

Finalmente, Pereira comentó que su proyecto tiene “mucho consenso de la comunidad educativa”.

“Entrevisté a muchos docentes en San Luis y advirtieron que este lenguaje en realidad no es inclusivo, sino que lo que hace es dificultar la construcción del sentido y los procesos neurocognitivos de razonamiento de los propios alumnos e impide la circulación de conocimientos”, contó.

Publicidad