Villa Mercedes: Denuncian que un colegio no contuvo a un alumno agredido

La familia del joven dice que las autoridades no actuaron bien. El director afirma que tomaron medidas.


Los familiares de Santiago Nievas, un alumno de 15 años de la Escuela N° 18 "Nicolasa Berrondo de Quiroga", reclaman por el que consideran un mal proceder de las autoridades del establecimiento en un violento episodio que sucedió en la mañana del pasado martes.

Belén Nievas, la madre del adolescente, manifestó que su hijo fue brutalmente golpeado por otros tres estudiantes mientras esperaba para rendir una materia. "Santi estaba cerca de la fotocopiadora, cuando vino uno y lo agarró por la espalda y le dio una piña en la cara. Cuando se quiso defender, apareció otro y lo tiró al piso. Continuaron peleando y finalmente llegó un tercero y le pegó una terrible patada en la cara, que le perforó el labio, le dislocó el tabique nasal y le dejó fuertes moretones en la mandíbula y en la sien", relató.

La mujer denunció que nadie del personal de la escuela que se encontraba presente en el momento hizo nada para detener la pelea. "Lo salvó su mejor amiga, Priscila, quien logró meterse a separarlos. Yo me enteré de todo por ella, porque a mí no me llamó la regente, un preceptor, el director ni nadie", aseguró la madre.

"Yo me enteré de todo por su mejor amiga, quien logró separarlos. Nadie del establecimiento se comunicó conmigo"

Además, afirmó que luego de la riña, una persona del establecimiento llevó a Santiago herido al baño para que se lave y que le hizo comentarios discriminatorios. "Cuando su amiga me avisó lo que había pasado, me dirigí en el momento a la escuela y un preceptor me comunicó que mi hijo estaba en un aula, por rendir. No me dijo en cuál, lo busqué y cuando lo encontré, vi que estaba sentado adelante, con toda la boca chorreando sangre, con el barbijo manchado", describió.

Los familiares expresaron que las autoridades llamaron a la ambulancia media hora después y que se preocupaban porque el caso no trascendiera.

En un diálogo con El Diario, el director de la escuela, Claudio Falivene, sostuvo que los hechos fueron de otra forma. "El pasado martes por la mañana, dos alumnos tuvieron una pelea a golpes de puño dentro del hall de la entrada del colegio. Procedimos a separarlos, vino la ambulancia y llamamos a los padres y a la Policía para calmar los ánimos de ellos, que estaban muy nerviosos. También estuvo presente personal de la Comisaría del Menor", expresó.

La máxima autoridad del establecimiento educativo negó la versión de los familiares de Nievas, quienes sostienen que los agresores fueron tres. "Suspendimos a los alumnos por una semana, para que reflexionen. No expulsamos a nadie porque cumplimos con la ley. La idea es contenerlos", afirmó.